Efecto Yacente, cuando los ancestros fallecidos afectan tu vida

Efecto Yacente, cuando los ancestros fallecidos afectan tu vida

Si conoces el transgeneracional o has oído a hablar de él conocerás también el efecto del Yacente sobre la descendencia. Sus efectos van desde los más sutiles a los más importantes, y en muchas ocasiones no se requiere del estudio del árbol genealógico para descubrirlos.

¿Qué es un Yacente?

Cuando se hace el estudio transgeneracional del árbol genealógico, a parte de los dobles, una de las figuras que tiene más importancia es esta.

Un Yacente es una persona fallecida antes del nacimiento de un descendiente. Su importancia en el transgeneracional radica en que el Yacente pasa a formar parte de la vida del siguiente descendiente en orden cronológico si este aún no ha nacido.

Esta sería la formula habitual de encontrarlos, pero aún hay otra. Si el Yacente muere habiendo ya algún descendiente por orden cronológico, pero a otro descendiente que nace después se le pone el nombre del fallecido, este va a ser doble por nombre y además llevará el Yacente a cuestas.

Los Yacentes no sólo se dan en personas que han vivido, cuando hay un aborto, ya sea natural o provocado, el siguiente en nacer también lleva el Yacente de ese hermano que no ha nacido.

Tipos de Yacente

Hay distintos tipos de Yacentes o como también se les llama a veces fantasmas (Ni llevan sabanas, ni cadenas ni hacen UUU por la noche…) y aunque no hay diferencias notables en sus efectos se pueden clasificar de la siguiente manera:

  • Yacente Horizontal: El difunto es hermano del siguiente el nacer. El difunto debe haber muerto antes de que naciera su hermano.
  • Yacente Vertical: El difunto es el último de los tíos en nacer y el portador el primer sobrino.
  • Yacente por nombre: Muere antes de nacer el portador y a este le ponen el mismo nombre. En este caso no sólo son dobles, sino que además el que está vivo “carga” con él. También se puede dar el caso que el portador lleve nombre de algún ángel, y le ha sido asignado inconscientemente para velar al fallecido
  • Doble con Yacente: Cuando por fechas es doble de algún ancestro fallecido antes de que naciera.
  • Yacente por gemelo evanescente: Muchos partos son gemelares pero la perdida de uno de los gemelos se produce durante el primer trimestre y es reabsorbido, de manera que pasa totalmente desapercibido. Este es un caso aparte de Yacente.

Viendo esto es probable que te hayas asustado, tienes muchos números de llevar uno, pero no te preocupes, no todos generan síntomas ni los programas que pasan son todos malos…

Sintomatología de llevar un yacente

Hay unos cuantos síntomas que nos indican que una persona lleva uno, y verás que algunos son muy evidentes. Los más destacados son:

  • Apatía, tristeza: No acostumbran a sonreír, y mucho menos a reírse a carcajadas, parece que han nacido siempre tristes y que así morirán
  • No se permiten disfrutar y no hay nada que los motive
  • Su timbre de voz es bajo, y utiliza frases pesimistas, como que no disfruta de su vida, que tiene la sensación de no estar viviendo su vida o que es como un zombie.

La presencia de ojeras oscuras es un indicativo de que es muy probable que quien las padezca lleve un yacente.

Quiero el pdf de introducción al Transgeneracional Gratis

Apúntate y recibe un pdf sobre cómo descifrar la información que esconde un árbol genealógico y los patrones que regentan tu vida

Otro síntoma es vestir de colores oscuros, como si se estuviera haciendo un duelo. No hace falta nombrar a los que visten con estilos góticos o heavy suelen ir cargados de ellos

Dormir boca arriba y con los brazos cruzados, en el vientre o paralelos al cuerpo es otro de los síntomas, esta es la postura que tendría un fallecido dentro de un ataúd. Uno acostumbra a darse cuenta en las siestas, pues durante la noche es más fácil moverse.

Por la descripción que hemos hecho es fácil pensar que le gusten las músicas tristes o de las llamadas oscuras, tipo goticas, hevy metal…

A veces se puede observar también profesiones que están relacionadas con los muertos o con salvar vidas. En estos casos también es bastante habitual.

En el caso del yacente de gemelos evanescentes se acostumbran a comprar la ropa a pares, inconscientemente compran para ellos y para el yacente. Además, en estos casos se puede observar una doble personalidad.

Enfermedades a tenerlo en cuenta

Estas son algunas de las enfermedades que acostumbran a tener un factor transgeneracional relacionado con un yacente:

  • Esclerosis y arterioesclerosis: Especialmente cuando se trata de una esclerosis en placas es fácil encontrar un yacente
  • Síndrome de Parkinson: Esta enfermedad acostumbra a llevar yacente asociado, “es como si quisiera moverme pero no puedo” describen los afectados
  • Obesidad y sobrepeso: Especialmente cuando es de niños, pues se alimentan “para dos” especialmente afectado el que es por gemelo evanescente. En ocasiones se habla de cargar con el muerto…
  • Vientre hinchado y muchos gases: Se relaciona con la putrefacción de la comida en los intestinos, acostumbra a ser un duelo mal hecho y normalmente lleva asociado un yacente
  • Bruxismo: Es sintomático de no permitirse el placer en la vida
  • La diabetes puede indicar la presencia de yacente, pues uno debe acumular mucho azúcar, energía, para hacer vivir ese muerto
  • Niños hiperactivos y autistas también acostumbran a presentar memorias de ellos
  • El yacente toma el control y se da un paseo mientras se duerme

Estas son las más habituales, pero es necesario estudiar el árbol en todas las enfermedades porque se puede repetir la enfermedad del yacente

Trabajar el yacente

Un factor muy importante a tener en cuenta es que el efecto del yaciente es inversamente proporcional al duelo que se le ha hecho. Ante un duelo bien hecho apenas genera efecto en su portador. Por este motivo se requiere de hacer un duelo si el yacente afecta a la persona.

Para hacer el duelo es importante hablar de los fallecidos, sin tapujos, que no caigan en el olvido, y darles el velatorio que pueden no haber tenido.

Ir al cementerio, o hacer algún tipo de ritual en su recuerdo favorece que aminoren los efectos que causa.

Otra opción sería hacer una visualización del yacente, agradeciendo en todo momento que se haya mantenido a su lado para protegerlo (los programas acostumbran a ser para indicar algún miedo o protección) y una vez entendido el para qué del síntoma que provoca pedir que siga su camino.

También puede ser útil hacer lo mismo escribiendo-le una carta y leerla en el cementerio o al aire libre y luego quemar-la para que se la lleve el viento…

Si te ha gustado el articulo compártelo, seguro que muchísima gente también lo aprovechará, y si quieres saber más del transgeneracional puedes ver este curso de la imagen.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, promedio: 4,33 de 5)
Cargando…
Por | 2017-10-29T11:09:01+00:00 octubre 11th, 2017|Transgeneracional|1 comentario

About the autor:

Nacido cerca de Barcelona en 1977, a los 35 años paso por una experiencia de vida que provoca un cambio en mí y empiezo a investigar y profundizar en las causas de las vivencias que se dan en la vida. Investigo sobre la enfermedad y descubro otras opciones que me permiten empoderarme y auto-responsabilizarme, y de esta manera, poder tomar las decisiones que marcan el rumbo hacia obtener resultados en salud imprevisibles.
A raíz de eso, me propongo dar a conocer todo aquello que he ido encontrando y comprobando, para que todo el que quiera pueda beneficiarse…

Un comentario

  1. Tammy octubre 22, 2017 en 3:53 pm- Responder

    Maravillosa descripción!
    Soy estudiante de Bioneuroemocion y me ha quedado más claro.
    Gracias por compartir !!

Deje su comentario